La oposición criticó, pero acompañó

Tras la aprobación en el Senado, la Provincia podrá agilizar la compra de vacunas en moneda extranjera

En el día de récord de casos de coronavirus hasta ahora, la Cámara alta bonaerense dio visto bueno al proyecto para que el Ejecutivo, a través de la Jefatura de Gabinete y el Ministerio de Salud, pueda negociar y comprar vacunas para los laboratorios.

Por Juan Vera Visotsky


Ayer el Senado bonaerense aprobó el proyecto de ley que establece que el Poder Ejecutivo bonaerense, a través de los Ministerios de Salud y de la Jefatura de Gabinete, está facultado “a adoptar medidas tendientes a la adquisición de vacunas durante la vigencia de la emergencia sanitaria”. La medida empezó a regir hoy tras su publicación en el Boletín Oficial.
 
Respecto a esto el jefe de Gabinete Carlos Bianco reconoció que la Provincia se encuentra negociando con al menos seis laboratorios productores de vacunas contra el coronavirus. Incluso aseguran que algunas negociaciones “están muy encaminadas”.
 
Cabe mencionar que, aunque con críticas y cuestionamientos, la oposición acompañó la aprobación de este proyecto, el cual consideraron “tardío”. “Nos parece correcto acompañar. Lo que pedimos es que se incorpore una comisión bicameral para el seguimiento y tratamiento de este tema”, había dicho a NuevaBA el legislador radical Diego Rovella.
 
“Nos parece que es lógico, vemos que siendo que la Nación no pudo dar respuesta por ineficiencia o por lo que fuera, ahora que se pide autorización a la provincia para poder avanzar con esto, bueno, no podíamos no acompañar en esta situación. Hoy lo que te saca de esta situación tan angustiante es la vacuna”, agregó el diputado opositor.

 

El objetivo de la ley: agilizar la compra y la llegada de vacunas a todo el territorio
 
"Lo que hicimos en Provincia de Buenos Aires es agilizar y habilitar al ejecutivo al cambio de la moneda, ya que estos insumos se hacen en moneda extranjera”, señaló a NuevaBA la legisladora bonaerense del Frente de Todos Laura Ramírez
 
Las provincias y municipios no están impedidos de negociar vacunas tras el decreto presidencial tras la sanción de la ley 27.563, promulgada en noviembre pasado. De momento, los laboratorios han preferido negociar con Estados nacionales. Lo que hace esta ley es facultar al ejecutivo provincial a negociar contratos en moneda extranjera.
 
Así en el inciso uno del artículo primero dice que los contratos podrían celebrarse en moneda extranjera con el objeto de efectuar la adquisición de las vacunas los contratos que se efectúen podrán contener:
-Cláusulas o acuerdos de confidencialidad.
-Prescripciones que establezcan condiciones de indemnidad patrimonial respecto de indemnizaciones y otras reclamaciones pecuniarias relacionadas con y en favor de quienes participen de la investigación, desarrollo, fabricación, provisión y suministro de las vacunas, con excepción de aquellas originadas en maniobras fraudulentas, conductas maliciosas o negligencia por parte de los sujetos aludidos. Esto está en el artículo 1.
-Cláusulas que establezcan la prórroga de jurisdicción a favor de los tribunales arbitrales y judiciales con sede en el extranjero y la aceptación de ley extranjera aplicable;
-Incluir otras cláusulas acordes al mercado internacional de la vacuna para la prevención de la enfermedad COVID-19, debiendo contar con la opinión favorable de los organismos de asesoramiento y control.
 

"La ley faculta al ejecutivo provincial a negociar contratos en moneda extranjera, agilizando así la compra y la llegada a todo el territorio". 



Los acuerdos aprobados deberán ser informados a la Comisión Bicameral de Seguimiento, Fiscalización y Control para la Emergencia en el ámbito de la Honorable Legislatura, creada por el artículo 28 de la Ley N°15.165. La misma podrá solicitar de manera fundada al Poder Ejecutivo el acceso a las cláusulas o acuerdos de confidencialidad que se hayan incluido en los contratos para la adquisición de vacunas destinadas a generar inmunidad adquirida contra la COVID-19.

Además, el Poder Ejecutivo deberá informar cada 60 días y por escrito a la comisión bicameral sobre toda adquisición, entrega y distribución territorial de las vacunas destinadas a generar inmunidad adquirida contra la COVID-19 obtenidas en el marco de las autorizaciones formuladas por la presente Ley.
 
Tras las polémicas por las declaraciones del futbolista Matías Almeyda de comprar vacunas por su cuenta para el municipio de Azul del cual es proveniente, el reclamo de incorporar municipios para la compra de dichas inmunizaciones no fue incluido en el proyecto.
 
En dicha ocasión el Gobierno bonaerense cuestionó fuertemente al municipio de Azul, comandado por Hernán Bertellys, por no ponerse en contacto con la Provincia y descartó la posibilidad de que las comunas avances en ese sentido, por estar “fuera de la ley”.



COMENTARIOS


ENCUESTA

¿Estás de acuerdo con las nuevas restricciones en el AMBA?