EL DEBATE SOBRE LA "LEY DE LEYES"

El Ministro de Infraestructura admitió que los fondos para obras "no son muchos"

Tras brindar su informe en la Legislatura, Roberto Gigante advirtió que la Provincia tiene "restricciones presupuestarias" y afirmó que los esfuerzos estarán puestos en terminar las obras en ejecución. Críticas de la oposición.

Roberto Gigante, en la reunión con legisladores. Crédito: Senado BA.

El ministro de Infraestructura bonaerense, Roberto Gigante, fue ayer a la Legislatura a brindar un informe sobre el Presupuesto 2019 y reconoció que los fondos destinados a la ejecución de obras "no son muchos".

"La realidad es que los montos dedicados a obras nuevas no son muchos. Hoy tenemos restricciones presupuestarias en la Provincia. Esperamos poder empezar algunas otras nuevas, pero no de un monto significativo", precisó en conferencia de prensa.

"El Presupuesto que estamos dedicando hoy es para las obras que están ejecución", explicó Gigante tras reunirse con diputados y senadores de distintos bloques.

Las declaraciones del Ministro de Infraestructura se contraponen con las afirmaciones de los propios legisladores de Cambiemos, que hablaron de un aumento en los fondos para la ejecución de obras.

Tras la exposición del funcionario, aseguraron que el "impulso a la obra púbica" es una de las "prioridades" del Presupuesto 2019 junto con las políticas en materia de inversión social y de seguridad.

"Desde que comenzó esta gestión se duplicó la inversión en infraestructura. Sabemos que falta mucho por hacer pero estamos en el camino de poder saldar la enorme deuda en materia de infraestructura que tiene la Provincia”, señaló el senador Roberto Costa.

En tanto, el diputado Marcelo Daletto, presidente de la Comisión de Presupuesto, afirmó que el proyecto "aumenta un 35 por ciento los fondos destinados a obras, pasando de 41 a 55 mil millones".

Las críticas de la oposición

Los bloques opositores cuestionaron la exposición de Gigante. El kirchnerismo criticó la falta de información oficial sobre la ejecución de las obras, mientras que el Frente Renovador le apuntó al Gobierno por el reparto discrecional de fondos.

La jefa del bloque de senadores de Unidad Ciudadana, Teresa García, sostuvo que Gigante "tiene la obligación de dar publicidad a los actos de Gobierno, pero esta gestión se resiste a informar correctamente. Piden que se les crea, pero esto no es un acto de fe, sino de información pública".

La exdiputada nacional también denunció que Cambiemos no constituyó las bicamerales de control ni los organismos de contralor y tampoco presentó informes oficiales sobre la deuda provincial. "La transparencia que declaman es sólo marketing", manifestó.

En la misma línea, la senadora Cecilia Comerio recordó que "es el tercer año de gobierno que impulsan un Presupuesto sin tener ejecuciones presupuestarias presentadas. Eso les impide a los legisladores constatar las contrataciones, los avances de obras y los servicios brindados”, agregó.

Por su parte, el massista Rubén Eslaiman acusó a Cambiemos de utilizar los fondos para obras para beneficiar a los municipios macristas. "Usan la misma práctica que el kirchnerismo. Es notorio cómo priorizaron a los municipios del mismo color político y discriminan a ciudades en las que no gobiernan", señaló.

El jefe del bloque de diputados del FR citó el caso de Tigre, municipio que recibirá 1.793.000 de pesos para 2019. Como informó Nueva BA, implica un monto de cinco pesos por cada habitante. El legislador de San Martín comparó esos datos con los de Morón, donde gobierna el macrista Ramiro Tagliaferro: para esa comuna habrá más de 800 pesos por vecino.

“Teniendo en cuenta que gran parte del déficit y ajuste lo están volcando a los municipios para que se hagan cargos de gastos que no les correspondían, ahora se agrava la discriminación para muchos distritos que son de otro color político, como es el caso de Tigre”, finalizó Eslaiman.


COMENTARIOS



ENCUESTA

¿Cuál debería ser la prioridad de la gestión de Kicillof?