REPERCUSIONES DEL 21F

El Gobierno criticó la marcha y le apuntó a Moyano

Cuatro ministros de Mauricio Macri ligaron la movilización con las causas judiciales que afronta el líder de Camioneros.


Luego de la multitudinaria marcha del 21F contra las medidas económicas de Cambiemos, cuatro ministros de Mauricio Macri salieron a cuestionar los motivos de la movilización y le apuntaron a Hugo Moyano, que fue quien inició la convocatoria.

"Fue una marcha más de las que hemos visto muchas veces", minimizó el jefe de Gabinete Marcos Peña, al tiempo que consideró que "no había una consigna o un elemento puntual", pese a que los oradores dejaron en claro sus críticas a los despidos, el techo a las paritarias y las reformas laboral y jubilatoria.

"La consigna principal tenía que ver con cuestiones judiciales. Si Moyano cree que por armar una marcha está por encima de la ley, se equivoca", apuntó el ministro coordinador.

Además, rechazó la posibilidad de un encuentro entre Macri y el líder de Camioneros. "No sé cuál sería el tema para dialogar en este contexto", dijo a Radio La Red. También afirmó que Cristina Fernández de Kirchner fue la "líder intelectual" de la movilización: "Sólo faltaba ella en el palco".

Por su parte, el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, opinó que fue "un día perdido para los trabajadores" y negó que el Gobierno esté detrás de las acusaciones judiciales contra Moyano. "En esta Argentina no se persigue a nadie", aseguró.

"La idea (de la marcha) fue mostrar poder frente a la Justicia. Ante al llamado de la Justicia, tenemos que concurrir y ofrecer los elementos que nos reclama. El que tenga todo en regla debe estar tranquilo", sostuvo en declaraciones a América Noticias.

El funcionario defendió el rumbo económico de la gestión macrista y señaló que "hay sectores que tienen un objetivo claro, que es poner palos en la rueda". En ese sentido, dijo que Moyano buscó "escudarse en la marcha para no darle respuestas a la Justicia".

Asimismo, relativizó la confluencia de distintos sectores gremiales ayer en la avenida 9 de Julio: "El único sindicato que estuvo representado fue Camioneros; el resto sigue trabajando con nosotros para generar empleo".

En tanto, el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, dijo que en los discursos de los dirigentes sociales y sindicalistas no escuchó "ninguna propuesta para el país".

En una entrevista concedida al canal Todo Noticias, el funcionario consideró que la marcha tuvo una "intencionalidad política" y cargó contra el kirchnerismo: "Hay dirigentes que estuvieron en los alrededores del palco y que tuvieron la posibilidad de resolver cosas y no lo hicieron".

"Fue una movilización que tuvo más un tinte político que social o laboral. Vi argentinos defendiendo privilegios", cuestionó.

Por último, Guillermo Dietrich, ministro de Transporte, planteó que el 21F intentó "imponer una expresión de fuerza que es inconsistente con lo que vive el país, que crece, genera trabajo y termina sus obras".

"Esta Argentina la construimos entre todos; no es la del patoterismo y la prepotencia. En 2015, los argentinos dijeron mayoritariamente que ese país ya no lo quieren más", manifestó en diálogo con La Red.


COMENTARIOS



ENCUESTA

¿Macri y Vidal podrán revertir la contundente derrota de las PASO?